Lo que se ve en el Camino Inca

Lo que se ve en el Camino Inca

 

[easy-image-collage id=2244]

El clásico Camino Inca de 4 días a Machu Picchu,  está en la lista de deseos de cualquiera,  y posiblemente es la más famosa caminata en el mundo.  Su historia, su abundante naturaleza, sus amplias vistas, y sus ruinas antiguas, siguen fascinando a las miles de personas que hacen esta caminata cada año con la finalidad de llegar a las legendarias ruinas de Machu Picchu, y más porque se hace de la misma manera que los incas lo hicieron en el pasado.

camino incaEl único inconveniente es que el Camino Inca se ha vuelto tan popular con el tiempo que el acceso tiene que estar limitado a 200 excursionistas y 300 trabajadores entre  guías, porteadores y cocineros por día. Durante la temporada alta turística, de junio a agosto,  los cupos suelen agotarse con varios meses de antelación. Afortunadamente hay otras magnificas caminatas alternativas a Machu Picchu, las cuales cuentan con paisajes y vistas iguales de sorprendentes  (Estas otras caminatas son una gran opción para aquellos que viajan en febrero, ya que el camino inca cierra por mantenimiento)

Aquellos que estén interesados en hacer esta caminata  tienen que buscar una agencia de viajes autorizada  en operar Camino Inca, al igual que nuestra propia agencia de Inca World Perú. Si una agencia no es un operador autorizado, entonces simplemente están pasando su reserva a otra que sí este autorizada, y cobrando una comisión por pasar dicha reserva.

Durante la caminata, los excursionistas cubren una distancia de unos 45 km y llegan a ascender hasta los  4.200 metros sobre el nivel del mar. Siempre se utilizan porteadores para llevar el camping y equipo de cocina, los caminantes individuales por lo general, llevando sus pertenencias. Aun así, la caminata clasificada como moderada, puede llegar a ser muy  dificultosa en el segundo día (durante la caminata hasta Paso de la Mujer Muerta) y en el tercer día (durante el ascenso por  los muchos escalones incas de Wiñaywayna).  Hazlo fácil para ti,  rentando unos bastones para la caminata (con puntas de goma, si deseas que te permitan tenerlos en la ciudadela de Machu Picchu ) y aclimatandote en Cusco unos días antes de hacer la caminata.

[easy-image-collage id=2245]

El camino empieza en el Km 82 a lo largo del río Urubamba (o Vilcanota),  lo que significa que se encuentra a 82 kilómetros de Cusco, en el Valle Sagrado de los Incas. Este lugar donde se encuentra el puesto de control, también se conoce como Qoriwayrachina. El primer día es bastante moderado, y verás residentes de pequeñas aldeas cerca de este tramo, ya que ellos llevan a sus animales a pastar.

El tramo más difícil del recorrido está en la primera mitad del segundo día, consiste en una subida empinada en general (con algunas pendientes) hacia  Warmiwañusca, Paso de la mujer muerta. Este es el punto más alto a lo largo del Camino Inca, y es de difícil acceso, por lo que querrá descansar aquí para reponer su energía y disfrutar de la vista. Desde este punto en adelante, el camino desciende suavemente hasta el valle del río Racaymayu, donde los excursionistas acampan por la noche.

 

[easy-image-collage id=2250]

Las ruinas más impresionantes del camino se ven al tercer día, verás  las terrazas incas, caminaras a lo largo de tramos pavimentados, a través de un túnel, y pasarás por varias de las construcciones incas.  Como Runkuraqay, que parece haber sido un tambo (una parada de descanso para los corredores de la ruta), Sayacmarka, las ruinas de una pequeña ciudad que divisaba el valle del rio Aobamba, y Puyupatamarka, los restos de lo que parecía haber sido baños rituales, cuyo nombre significa “por encima de las nubes “, ya que está casi siempre envuelto por la niebla. Wiñaywayna es  el más grande y más impresionante en construcción. Hay fuentes rituales y andenes agrícolas

intipunku -camino inca En el cuarto y último día en el Camino Inca, es una caminata a lo largo de una ruta impresionante, relativamente pavimentada  desde Wiñaywayna a través de un  bosque denso. Después de aproximadamente una hora y media, se llega al Intipunku, la Puerta del Sol. Se cree que han sido utilizadas como una especie de puesto de control para los que entraban  y salían de Machu Picchu. Desde este punto, se divisa completamente las ruinas  Machu Picchu, y a los excursionistas descienden por ella. Para muchos, llegar a la puerta del sol es el momento culminante de su viaje, ya que generalmente coincide con la salida del sol en Machu Picchu.

Normalmente las agencias incluyen una noche de estadía en el pueblo de Machu Picchu, y Pirwa tiene un hostel en este pequeño pueblo, el cual es una opción para un buen descanso.

Comments are closed.